Cómo ser realmente sexy con tu novio

01/17/2017 Sexualidad

4 métodos:

Piensa sexyLuce sexyActúa sexySé tú misma

Amas a tu novio, pero estás en una situación difícil. Después de los primeros meses de pasión, las flamas del amor han sido reducidas a cenizas, y estás tratando de encontrar una forma de permanecer sexy. Para mantener las cosas interesantes, necesitas tomar lo sexy como una forma de vida y aprender a pensar, actuar y verte sexy. 

Método 1

Piensa sexy

Ama tu apariencia. Si piensas que te ves sexy, tu novio también lo pensará. En vez de preguntarle para reforzar tu apariencia, siéntete orgullosa de mostrar belleza de tu rostro y cuerpo.

Elige al menos tres atributos que ames de ti, y muéstralos. Si amas tus piernas, viste una falda más corta, y si crees que tus brazos son hermosos, muéstralos con una perfecta blusa sin mangas.

Diviértete con tu cuerpo. Baila tu canción favorita frente un espejo, y verás lo divertido que es tener tu cuerpo.

Sé saludable. Comer bien y ejercitarte puede tener un impacto positivo en la forma en que piensas de ti. Hacer ejercicio también puede ser una oportunidad para hacer algo sexy con tu novio, como tomar clases de salsa.

Pon atención a la forma en que hablas de tu cuerpo. Si estás vistiendo un nuevo vestido, en vez de preguntarle a tu novio “¿Me veo bien en esto?” pregúntale “¿Verdad que me veo fabulosa en este vestido?” Él se encenderá por la forma en que amas tu apariencia.

Ten confianza. No hay nada más sexy que mostrarle a tu hombre lo segura que eres. En vez de pasar tiempo diciéndote que eres asombrosa, él estará ocupado amando tu felicidad natural por ti misma, lo que te hará verte aún más sexy. Aquí tienes algunas formas para ser más segura.

Sé consciente de las cosas que te hacen hermosa, única, y talentosa. Cuando tengas dudas, recuérdate a ti misma estas cualidades. Quizás te pueda ayudar que las escribas.

Ten confianza –hasta un punto. Parte de esa confianza es aceptar que eres un individuo imperfecto. Ya eres asombrosa, pero siempre hay lugar para mejoras. Tu novio no solo estará impresionado de tu confianza, sino por lo cómoda que te sientes admitiendo que no eres perfecta.

Método 2

Luce sexy

Ten una cara sexy. A pesar de lo que puedas pensar, tu cara realmente es lo primero que nota tu novio, así que mantén una apariencia sexy y el resto seguirá.

Si te sientes cómoda usando maquillaje, ponte solo lo suficiente para dar a tus ojos una mirada humeante, y a tus labios un tinte exquisito.

Dale miradas sexys a tu novio. La simple mirada de tus ojos le puede hacer saber lo que realmente sientes por él.

Viste ropa interior que te haga sentir y ver sexy. Saber que la traes puesta puede hacer que te sientas sexy, o mostrarle a tu hombre una pista de lo que tienes planeado para más tarde, puede excitarlo por el resto de la noche. Algunos artículos sexys pueden ser:

Una tanga, ropa interior de encaje, un push up bra, un corsé, perlas, medias hasta la rodilla o spandex.

Evita telas incómodas que puedan causar rozaduras, que es lo contrario de sexy.

Sé sencilla. No necesitas vestir siempre lencería de diseñador. Mientras vistas algo fuera de lo normal que muestre más piel, tu hombre pensará que es sexy que lo uses para su beneficio.

No vistas nada muy elaborado que sea imposible de quitar. Esto puede llevar a la frustración y otros percances en la alcoba.

Debes verte provocativa –no vulgar. Si tus ropas revelan más de lo que escondes, tu novio se sentirá avergonzado de ser visto contigo, en vez de estar excitado.

Asegúrate que tus vestidos y faldas sean como una buena historia –lo suficientemente cortas para mantener las cosas interesantes, pero lo suficientemente largas para cubrir todo.

Es bueno mostrar un poco de escote, pero no mucho de modo que casi todo tu pecho sea expuesto.

Mostrar un poco del tirante del sujetador puede ser sexy, pero exponer tu sujetador completo es demasiado.

Ten manos y pies sexys. Cuida tus extremidades, para que tu hombre esté más excitado por ti.

Cuida de tus manos y uñas para que tu hombre se emocione cuando las sujete.

Mantén tus pies lindos y frescos, para que huelas sexy en la alcoba.

Método 3

Actúa sexy

Sé valiente. La valentía y lo sexy son primos cercanos. No puedes ser sexy si tienes miedo de intentar algo o de salir de tu zona de confort. Para ser sexy con tu novio, puedes empezar siendo valiente de las siguientes formas:

Si estás hablando con él por teléfono, sorpréndelo con una charla sucia casual. Él estará sorprendido –excitado – de tu humor sexy.

Toma riesgos. Intenta comer algo aventurado, ir a esquiar o a escalar. Esto te hará tener una mente más abierta –y ser una persona más sexy.

Sé abierta sobre lo que quieres. Si realmente estás de humor para algo, dile lo que se te antoja. Él te respetará por compartir tus verdaderos sentimientos y se excitará en el proceso.

Sé valiente, pero conoce cuándo atacar. Sorprender a tu novio con algo sexy es un extra, pero intentar hacerlo cuando él está de mal humor no es buena idea. Antes de intentarlo pregúntale si está realmente de humor para lo que quieres hacer.

Sé espontánea. Algunos de los momentos más sexys que tendrás con tu novio serán totalmente imprevistos. Deja espacio para la sensualidad en cualquier momento de tu vida, incluso si están teniendo una cena ordinaria o están viendo televisión. Aquí te decimos algunas formas para ser espontáneamente sexy:

Si te sientes sexy, toma la iniciativa. Incluso si no estás a la mitad de una actividad sexy, deja que tu hombre lo sepa, dándole besos y tocándolo de una forma sutil. Y si la sutileza no funciona, intenta un poco de charla sucia para que sepa lo que está pasando. Será algo más que una grata sorpresa para él.

Cuando llegue de trabajar, apaga todas las luces, baja las persianas, y reposa desnuda sobre su escritorio. Cuando él prenda las luces se llevará una verdadera sorpresa. Sin embargo, no hagas esto a menos que planees tener sexo después. A un hombre no le agradará ver a su novia desnuda sobre su escritorio para que después se vaya a leer el periódico.

Sorpréndelo en público. Aunque no tienes que buscarlo en la parte de atrás de su auto, o en algún lugar inconveniente, una caricia o un beso especial en el momento indicado le puede mostrar que estás lista para más. Y si están a solas, y no molestan a nadie, haz el tiempo para el romance.

Recuerda que un buen soldado siempre está preparado para la guerra. Debes estar lista para un momento sensual en cualquier momento. Intenta mantener tus piernas afeitadas, tu piel lavada, y tu aliento fresco y agradable tan a menudo como te sea posible, para que estés lista siempre.

Recuérdale lo sexy que eres cuando él no esté cerca. Puedes ser sexy con tu novio incluso si está al otro lado del país. Si ambos son sexys mientras no estén juntos, él tendrá aún más ganas de regresar. Estas son algunas cosas que puedes hacer para mantener la relación sexy mientras estén distanciados:

Si él está fuera de la ciudad, programa una video charla con él. En algún punto durante la conversación comienza a hacer un striptease. No te quites todo muy rápido. Se provocadora.

Envíale mensajes sexys –pero de buen gusto- en la noche.

Dale una imagen sexy que se pueda llevar, para que recuerde lo que está extrañando.

Muéstrale tu cuerpo sexy. Incluso si no están en la habitación, tu novio debe estar pensando en lo que tu cuerpo tiene para ofrecer. Aquí te decimos algunas formas de ser sensual sin tener sexo:

Camina de una forma sexy que enfatices tu trasero o tu escote.

Llévalo a de excursión o a hacer otra actividad física donde puedas realmente mostrar tus atributos. Él se sentirá sexy al ver tu cuerpo.

Bailar puede ser muy erótico. Quizás puedas aprender a hacer belly dance o striptease; este tipo de bailes te darán una pose sexy y una irresistible confianza de tu cuerpo.

Ten comida sexy. La comida correcta puede ayudarte a ser sexy con tu novio.

Hornea para él. Hazle algo dulce como un pastel, un muffin o unas galletas, y después dale de comer desnudo. Tu desnudez sin duda alguna llevará a otras actividades.

Dale chocolate. Bésalo mientras se lo pones en la boca. Después de eso camina hacia otra parte sin decir nada. Sin duda te seguirá.

Dile lo sexy que es. No estés tan ocupada actuando sexy que olvides que tu hombre es sexy también. Refuerza esto simplemente diciéndole lo sexy o masculino que es.

Déjalo queriendo más. No le des la entrada, el plato fuerte y el postre de una sola vez, porque tendrá dolor de estómago. En vez de eso, sé sutil con tu sensualidad, sin dar todo de una sola vez. Hay una gran diferencia entre ser sexy y ser fácil. Esto es lo que debes de hacer:

No pasen directo al sexo después de una sesión de besos. Déjalo permanecer sobre tu cuerpo para que se construya su pasión.

No tengan relaciones cada vez que él quiera –a menos que estés de humor, desde luego. En cambio, se sensual cuando sientas que es correcto.

Método 4

Sé tú misma

Conoce tus límites. Mientras que ser sexy puede ayudar a agregar sabor a tu relación, es importante saber cuándo ha sido suficiente. Estas son algunas señales que te dicen que debes detenerte:

Si te sientes triste o deprimida. Habrá días cuando le pedirás a tu novio un pañuelo en vez de algo de acción. Si te estás sintiendo triste, y apenas puedes andar, está bien dejar a un lado el momento sexy. Si tu novio te ama y te conoce, entenderá.

Si no estás de humor. Habrá días cuando nada de lo que hagas te hará sentir esa sensación de amor, y eso está bien también. Es peor forzar tu sensualidad que tomar un tiempo “para ti”.

Si sus acciones te hacen sentir incómoda. Si piensas que él está llevando el romance muy lejos, es tiempo de retirarte. Si notas que te sientes muy incómoda, quizás sea el momento de terminar la relación.

Conoce los límites de tu hombre. Aunque parezca imposible que exista un momento en el que tu novio no esté de humor, acepta que también es humano, y quizás no se esté sintiendo sexy. Estos son algunas señales que te indicarán que él no está de humor para tus movimientos sexys:

Si está cansado o enfermo. Si parece incapaz de tener un momento sexy, es probable que no quiera hacerlo. Si prefiere dormir a tener algo de acción, no debes forzarlo a hacer algo que no quiere. Él se sentirá culpable por no estar ahí para ti, y se sentirá peor.

Si está estresado. Aunque el sexo ayuda a aliviar el estrés, si tu hombre está preocupado por su nuevo trabajo y no se puede concentrar en ti, dale algo de tiempo a solas.

Consejos

La comida también es un afrodisíaco: crema batida, chocolate derretido, vino, fresas, etc. Alimenta a tu hombre con esto de una forma que sientas apropiada.

Enciende algo de música para establecer el humor. Compila una lista de reproducción y reprodúcela durante el encuentro.

Advertencias

No lo apresures.

Nunca hagas nada que te haga sentir incómoda. Si él tiene una idea equivocada, quizás quiera ir más lejos de lo previsto.

Entiende que algunas de las cosas mencionadas arriba (esperarlo desnudo, etc.) son para personas que están en una relación cómoda y sexual. Si apenas has besado sus labios, no intentes esto (aún).